PRÓXIMO VIAJE DE AUTOR 2018-09-25
LLÁMANOS AL +56-2-2215-6248
Destinos

Los Ángeles, la ciudad de las estrellas

 

Cuando se fundó el primer estudio en Hollywood en 1911, estaba comenzando una de las industrias más grandes que existen en el mundo: el cine se empezaba a consolidar en una ciudad, alguna vez perteneciente a México, de la costa oeste de Estados Unidos.

 

Actualmente, Los Ángeles es una de las urbes más entretenidas y cosmopolitas del mundo. Con una influencia cultural mexicana y española, es hogar de una importante comunidad latina. Y, además, lo que empezó a formarse por la década de XXX, hoy es una de las principales atracciones de la ciudad: los artistas de cine y cantantes, quienes se pueden encontrar en restoranes, tiendas y en las calles.

 

Los Ángeles es una ciudad grande y famosa también por sus tacos. Demorarse 3 horas en un traslado – del centro de la ciudad, el Downtown, a Santa Monica, en la playa, por ejemplo- no es ninguna exageración. Pero quienes viven en “The City of Stars” lo saben y están acostumbrados. Por eso, nuestra primera recomendación es evitar los horarios punta si se quiere conocer todos los barrios y zonas.

 

Empezando por lo más tradicional, en West Hollywood está todo lo que uno se puede imaginar de Los Ángeles. El paseo de la fama, el Dolby Theatre – donde se hace la ceremonia de los Óscar-, el teatro chino y la famosa Sunset Strip – una sección que forma parte del Sunset Boulevard- llena de tiendas y sede de importantes bares, como Whisky a Go Go, The Roxy y The Viper Room. Y casi al final, el mítico hotel Chateau Marmont. Ahí las historias, de las que solo las paredes son testigo, podrían ser escenas de una película de terror o de un motel gracias a su particular clientela. John Lennon, Elizabeth Taylor o Lindsay Lohan son solo algunos de los que decidieron amanecer en el controvertido hotel. Hoy, sigue siendo uno de los íconos de la ciudad.

 

A solo 6 kilómetros de Hollywood está uno de los barrios más famosos del mundo. Se trata de Beverly Hills, hogar de las personas más ricas del mundo. Si se tiene suerte, en Rodeo Drive, la calle llena de tiendas de lujo, es posible encontrarse con alguna modelo o actor. Pero ojo, ellos quieren pasar desapercibidos, así que probablemente estén con anteojos de sol y un jockey. En todo caso, los paparazzi en Los Ángeles son expertos en identificarlos.

 

En The Beverly Hills Hotel, uno de los favoritos de los actores desde el glamour de la década de los 50´, sigue recibiendo a celebridades que van a pasar las tardes en The Polo Lounge. Aunque hoy Elizabeth Taylor, Ava Gardner, Marilyn Monroe y Frank Sinatra se cambiaron por Gigi Hadid, Chiara Ferragni, y Brad Pitt, el hotel sigue siendo un lugar icónico de la ciudad. Y, obviamente, de las celebridades.

 

Cerca de Rodeo Drive, en la calle Robertson Boulevard, hay un restorán que es un verdadero paraíso para los amantes de los detalles. Decorado con rosas rojas frescas, loza azul italiana y ubicado al interior de una casa que podría ser el lugar de veraneo del presidente de Estados Unidos, The Ivy es el lugar ideal si se quiere ver y ser visto. De hecho, es uno de los restoranes favoritos de la modelo Kendall Jenner, hermana menor de Kim Kardashian.

 

The Nice Guy es otra parada obligada para los que buscan comer y bailar con el jet set. También es un restorán pero que después se transforma en una discoteque exclusiva, por lo que se tiene que reservar con mucha anticipación. Ahí, Leonardo DiCaprio suele salir los fines de semana. Ojo, que así como es exclusivo, los precios también lo son.

 

Hacia el mar, en Los Ángeles el panorama es diferente: los clubes nocturnos se cambian por caminatas en la playa, personas paseando con sus perros e infinitos lugares vegetarianos para los amantes de una vida sana. Santa Monica, la “capital” del relajo, el surf y el deporte, es un verdadero oasis en la mitad de la agitada ciudad. De partida, el tráfico es mucho menor y vivir a la orilla de la playa hace que el ritmo sea más pausado.

 

Muy cerca de Santa Monica está Venice, un barrio hippie que en los últimos años ha atraído a muchas tiendas y restaurantes, sobre todo en la calle Abbot Kinney. Ahí se pueden encontrar negocios locales y también de diseñadores. Pero lo realmente entretenido es la gran variedad de restaurantes y bares de jugos. ¿El panorama ideal? Pasear por las tiendas y almorzar sentado en la playa. De hecho, a Venice se puede ir desde Santa Monica en bicicleta o caminando por una especie de promenade en la orilla del mar.

 

En Santa Monica, el hotel Shutters on the Beach es exactamente la descripción de una playa californiana. De color blanco y azul con decoraciones que evocan a lo marítimo, es un hotel lujoso pero con una estética playera justo frente al mar.

 

Otro de los lugares conocido por los vecinos que ahí viven es Malibu. Está a 30 kilómetros de Santa Monica y las casas que dan al mar son impactantes. Por lo general, se trata de segundas casas de actores y millonarios, quienes viven en la ciudad pero se trasladan hasta allá durante los fines de semana. Esta playa también es un oasis, pero mucho más exclusivo.

 

En esta zona, el restaurant Nobu también atrae a muchos actores y directores de cine. Lo mejor es ir a la hora de almuerzo para comer con una impactante vista al mar. Malibu es también donde está ambientada la serie Two and a Half Men.

 

Los Ángeles es una ciudad a la que algunos llegan para probar suerte, mientras otros ya la tienen. Es un lugar donde triunfa o se fracasa. Se compite duro y se trabaja.


CONTÁCTENOS